Ofrecemos comida tradicional Vasca, comida Indo-Pakistaní y menú Fusión con los productos locales. Elaboramos todos los platos en casa. y tratamos con amabilidad, hospitalidad y confianza.

martes, 11 de diciembre de 2018

NUESTRA BARRA, NUESTROS PINTXOS y NUESTROS PLATOS

La Barra del K2 con sus pintxos variados.

Ensalada de Ventresca con verduras y crema de vinagre de Módena.

Gildas de bonito con de verduras y frutos secos.

Txipirones rellenos de Marisco a la plancha con su tinta y frutos de bosque.

Tarta San Marcos con crema pastelera de naranja.

Bocadillo vegetal con queso y sésamo.

Hamburguesa de ternera con verduras y salsa de mostaza.

Ensalada de bacalao con verduras escaldadas y crema de módena.

Empandillas de pollo espaciadas y merluza fritos.

Foie a la plancha con jugo de pimiento, nabo caramelizado y huevo de codorniz fritos. 

Nan (Pan casero al estilo pakistaní) 

 Bizcocho relleno de crema y fresa

 Albondigas de merluza en tinta de txipirón.

martes, 27 de noviembre de 2018

MENÚ FINES DE SEMANA Y FESTIVOS

Os invitamos a que probéis los menús fin de semana con los sabores de casa y asiaticos.
 
Reserva tu mesa llamando al: 946 319 411 


Eskerrik asko danori / Muchas gracias a tod@s.



MENÚS FINES DE SEMANA Y FESTIVOS

(Platos tradicionales de casa y asiáticos)

MENU Nº 1

• Un primero a elegir entre 3 platos.

• Un segundo a elegir entre 3 platos.

• Postre casero

• Pan y agua incluidos.

Precio: 15 €


MENU Nº 2

• Ensalada de ventresca de atún con perlas de wasabi, verduras escaldadas, frutos secos y crema balsámica de Módena.
………………….………………………………………
• Croquetas variadas.

• Samosas (empanadillas rellenas de pollo picado y verduras) acompañadas de salsa de nueces.
……………………………………………………………………
• Txipirones en su tinta con arroz basmati.
……………………………………………………………………
• Carrillera de ternera guisada con puré de verduras.
……………………………………………………………………
• Coulant de chocolate con helado casero. 

Incluye una botella de vino de casa por cada 2 personas, agua y pan (café no incluido)

Precio: 22 €

lunes, 26 de noviembre de 2018

De Pakistán a las faldas del Gorbea

DE PAKISTAN A LAS FALDAS DE GORBEA.

Los viernes son especiales en Igorre desde que el chef Akhond Ishaq organiza pintxo-pote con aroma pakistaní.

Por Sandra Atutxa 


Juan Pedro, Manu, Maitane, Sebas, Garikoitz, Matxalen, Kepa, Goyo, Raúl, Igor, Ander, Joserra, Leire, Lorea, Peio, Aimar, Fran, Antonio, Iratxe y Miguel arropan al cocinero pakistaní Akhond Ishaq, en el pintxo-pote del batzoki de Igorre.
(Fotografía de Borja Guerrero)


“No viviré lo suficiente para agradecer lo bien que me están tratando en Euskadi”.
 
Eternamente agradecido. De las montañas de Pakistán a las faldas de Gorbea, Akhond Ishaq, de 35 años, está haciendo realidad un sueño que parecía inalcanzable. En verano abrió el local del batzoki de Igorre;lo ha adornado con fotos y recuerdos de sus expediciones junto a su amigo el montañero, Alex Txikon. Organiza comidas, cenas y todos los viernes prepara un pintxo-pote en el que no faltan esas pequeñas esencias de su Pakistán del alma. Con verduritas, con pollo, con tomatitos... Pintxos a los que les añade un pequeño toque de curri. “Muy poquito porque aquí a la gente no le gusta mucho el picante. Apenas se nota. Mi idea es alternarlo y mezclarlo con pintxos de aquí, que son exquisitos”, apuntó el cocinero.

El pasado viernes un grupo de personas arroparon a Ishaq en esta aventura, menos arriesgada que la montaña, pero igual de intensa e ilusionante. “Se lo merece. Es muy trabajador. Estamos muy contentos con el trato”, destacó el vecino de Igorre Kepa Etxebarria. Para las también igorreztarras, Leire Aurrekoetxea y Maitane Ipiñazar es una gran suerte poder tener en el batzoki a una persona como Ishaq, un cocinero de vocación que le ha dado un giro al local y que disfruta con lo que hace. “La gente está muy contenta y estamos aquí para apoyarle”, aseguraron.

No hace falta más que acercarse cualquier viernes para poder comprobarlo. Oso pozik nago. Jendea oso jatorra da eta giro aparta dago”, lanzó Ishaq en un euskera casi perfecto. Porque si algo tiene claro este pakistaní es que ha venido a Euskadi para integrarse y ser uno más. “Cuando llegué no tenía ni idea ni de castellano ni de euskera. Lo primero que hice fue apuntarme al euskaltegi”, recordó.


martes, 23 de octubre de 2018

De las montañas del Karakorum al Valle de Arratia

Akhond Ishaq comenzó su relación con la cocina en 1996, cuando empezó a trabajar en en un restaurante de Lahore (Pakistán).

En el año 2000 empezó trabajar como cocinero para las expediciones de los grandes alpinistas que se internaban en el Karakorum con la intención de conquistar algunas de las cimas más altas y bellas de la tierra. 

En 2012 conoce a Alex Txikon y decide venirse al País Vasco de su mano. 

Después de pasar 6 años trabajando como cocinero en varios restaurantes de País Vasco, aprendiendo y conociendo la gastronomía Vasca muy de cerca, ha decidido dar un paso más y ponerse al frente de su propio negocio. 

 

"La cocina me apasiona: es una maravilla para mi poder elaborar y trabajar con alimentos naturales, jugar con otros sabores y dar un toque personal a los platos que elaboro".